lunes, 8 de diciembre de 2008

64

Y la ves y crees que cometiste la mayor estupidez en alejarte, te arrepientes y sientes una espina clavada en el pecho que no sabes si duele o incomoda, por que fue tu decisión, recapacitas, pero hablar ahora no solo es tratar de enmendar el error mas grande, si no también romperle el corazón a alguien mas, solo si llegara a funcionar tu plan, no romperías el de ella, serias el causante de romper el de alguien mas, así que mejor sonríes, la abrazas y la despides sin apagar el motor, arrancas bajando la ventana y defenestras la espina como esperando estar mas lejos de ella cuando vuelvas a recordar lo bueno que fue y dejaste ir por culpa de tus fantasmas.

3 comentarios:

Delfina dijo...

disfrutando las letras de mi amigo el escupidor de palabras, las mejores.

nebraska dijo...

...ouch

Anónimo dijo...

expresas lo que alguna vez senti y no pude expresar con letras . . .